!Atención! Si quieres colaborar con algún articulo, contacta con nosotros enviando un email a social.media@nrdigital.es

  • Los nuevos superhéroes

    Publicado por: Juan Carlos Trigo Díaz , 05/30/2013 Leido ( 497 ) veces.

    Hoy, para mí, los superhéroes son aquellos que siguen ayudando a las personas. Quizás las batallas son más internas y se conocen poco. Me refiero a los nuevos emprendedores, que valientes se enfrentan a un panorama económico y social como nunca hemos vivido. Hemos pasado de tener poco a tener mucho y volvemos a empezar.


  • Desde que somos pequeños, siempre han existido los superhéroes que pueden con todo. Esos personajes que nos cuidan del mal, que nadie los puede parar y que siempre al final de la batalla sacan fuerzas de donde no las tenían y vencen.

    Cuando nos vamos haciendo mayores, los superhéroes pasan a ser de carne y hueso. Personas que vamos conociendo y que admiramos por diversas razones y en diferentes etapas de nuestra vida.

    Hoy, para mí, los superhéroes son aquellos que siguen ayudando a las personas. Quizás las batallas son más internas y se conocen poco.

    Me refiero a los nuevos emprendedores, que valientes se enfrentan a un panorama económico y social como nunca hemos vivido.

    Hemos pasado de tener poco a tener mucho y volvemos a empezar.

    Esos superhéroes que a partir de una idea se juegan su ilusión, su dinero y tienen la responsabilidad de dar nuevas oportunidades al resto de personas.

    Quizás lo más fácil sería quitarse de líos. Pagos, problemas, despidos, etc.

    Siempre he dicho que en situaciones favorables todo es fácil, puesto que cada ser humano tiene distintos límites en cuanto al nivel de compromiso y riesgo puede asumir.

    Bajo presión, en cambio, pocos son los que saben aguantar y seguir adelante. El resto se para y se bloquea.

    Al igual que los problemas, cada uno tiene un grado. Generalmente, ese grado es más alto cuando en tu vida te has acostumbrando a lidiar con muchos problemas.

    Este artículo va dedicado a todos los superhéroes que existen hoy y que no son conocidos.

    El empresario siempre se ha visto como alguien negativo, que se aprovecha del trabajo de los demás.

    “Como todo en la vida”, hay de todo. También es cierto que cuando la gente pasa a la fase de apalancamiento o confort en su trabajo, empieza con la tipica actitud de ser imprescindible o utiliza expresiones de “soy la leche”, “cómo trabajo y qué poco me pagan”.

    Esto lo he vivido durante años y sigo viéndolo. Siempre he dicho que si alguien se considera tan bueno y no está bien pagado o simplemente no le gusta su trabajo, tiene una alternativa: ser emprendedor.

    Pero a la hora de la verdad, muchos son los que se quejan y pocos los que se arriesgan.


    Por eso, para tener una opinión más correcta, hay que vivirlo y padecerlo. Cualquiera puede ser un emprendedor. No es un camino nada fácil, pero nunca tenemos que olvidar que unos arriesgan para que otros tengan trabajo.

    Por supuesto, a todos nos gusta ganar dinero, nadie trabaja gratis, ni empresarios ni trabajadores.

    Me agrada ver que gente como yo y a los que he animado a que montaran su empresa, lo han hecho, y aunque están luchando a diario están consiguiendo su objetivo y aportando puestos de trabajo, que ahora mismo están muy cotizados.

    Para los que montamos una empresa con lo puesto, tenemos un problema más grande:

    “ No podemos cometer muchos errores ”


    En mi caso, estuve trabajando un año y medio hasta que pude contratar a mi primer empleado. Me gusta más colaborador. Colabora en mi proyecto, que ahora llamamos nuestro proyecto.

    Esa sensación de solo ante el peligro que martillea tu cabeza todos los días. ¿Te puedes enfadar contigo mismo?, ¿te puedes despedir a ti mismo?

    Sólo estás tú, con tu ilusión, con tus miedos y con un proyecto de vida que no sabes cómo va a terminar.

    No puedes echar la culpa a nadie, porque en esa fase de trabajar solo no tienes a nadie alrededor. Si cometes un error, lo sufrirás en tus propias carnes por partida doble.

    Al igual que hay mucha presión, os puedo asegurar que también hay días mágicos e inolvidables. Ese día que recibes tu primera tarjeta de visita, tu primer contrato, tu primer compañero, tu primera factura y tu primer pago de Impuesto de Sociedades. Nos enfrentamos a retos diarios y prácticamente la supervivencia se palpa cada mes. Simplemente van pasando los días y llega un momento que dices: “Hoy hemos hecho 3 años.”

    Pero uno sigue porque la empresa todavía te absorbe más que cualquier proyecto. Sobre todo, los empresarios como yo, que seguimos dando servicio directo a los clientes remangándonos día a día. Esto tiene una parte positiva y es que profesionalmente sigues evolucionando y te serve para conocer mejor a tus clientes y sus necesidades. Por el contrario, no podemos olvidar que somos el pilar para seguir creando nuevas ideas y servicios. Este último punto es al que tengo que dedicar más tiempo, puesto que mucha gente depende de mis decisiones. Tenemos que dedicar mucho más tiempo al propio negocio, algo que cuesta cuando llevas muchos años en la arena tirando del carro.

    Pero son nuevas etapas que los nuevos empresarios van aprendiendo y a las cuales no pueden renunciar.

    “La cosa” está difícil, pero no es imposible. Creo que lo primero es adoptar una actitud positiva y seguir creyendo en tus ideas, pero con una mentalidad de cambio continuo que te permita poder seguir el camino con pequeños pasitos.

    Generalmente, todo son problemas: pagos, impuestos, recursos, un montón de horas, etc. Todo ello con la sensación de tener una guillotina que te pueda cortar la cabeza en cualquier momento. Pero esa sensación va disminuyendo, según ves que vas resolviendo poco a poco esos problemas.

    A todos los nuevos superhéroes animo porque el trabajo al final lo damos nosotros y permitimos, que familias enteras puedan seguir cumpliendo sus sueños. A los indecisos, animarles a buscar su nicho de negocio. No hace falta tener una gran empresa, pero sí es necesario tener grandes empresarios de pequeñas empresas.

    “ Para ganar hay que jugar, pero para jugar hay que arriesgar ”



    Juan Carlos Trigo Díaz

    Emprendedor











Deja tu dirección email y te notificamos las novedades.

Suscripción


Publicidad

NotesRing Services,S.L.
Revista
Patrocinadores